revista de cultura científica FACULTAD DE CIENCIAS, UNIVERSIDAD NACIONAL AUTÓNOMA DE MÉXICO
Busca ampliar la cultura científica de la población, difundir información y hacer de la ciencia
un instrumento para el análisis de la realidad, con diversos puntos de vista desde la ciencia.
  1 12  
  de la red  
Los avatares de un hoyo negro
 
 
Susana Biro
conoce más del autor
   
       
HTML ↓
PDF Regresar al índiceartículo siguiente
       
       
Cuando consultamos una pá­gi­na en la red, normalmente nos fijamos en el individuo o la ins­ti­tución que la generó, pero ca­si nunca vemos la sección de créditos. Dentro de las infinitas maneras que hay de recorrer esta red de redes, una mirada tras bambalinas para conocer cómo se armaron las páginas puede condu­cirnos por caminos muy interesantes. Un buen ejemplo es la página sobre hoyos negros que se encuentra en el sitio de difusión del Telescopio Espacial Hubble (hubblesite.org/explore_astronomy/). En su sección Discoveries, encontramos una atractiva ilustración del entorno de un hoyo negro y al entrar en ese tema tenemos la alternativa de jugar con un programa interactivo o consultar una enciclopedia para conocer el fascinante mundo de estos objetos tan masivos que ni siquiera dejan escapar la luz. Si después de jugar con ambas minas de información, observamos los créditos, encontraremos algunas cosas evidentes y otras no tanto.

Como es de esperar, la página fue diseñada por especialistas en el tema científico junto con expertos en el manejo de los medios visuales. Además, tras haber recorrido la página, no sorprende que haya obtenido el Premio Pirelli para multimedia en comunicación de la ciencia y la tecnología. Lo que sí llama la atención es la cantidad y variedad de fuentes de las imágenes utilizadas. Y la sorpresa más agradable es encontrar que en los créditos para la imagen de la entrada se agradece al doctor Wolf­gang Steffen y al grupo Cosmovisión de Guadalajara, en México. Podríamos preguntarnos ¿cómo llegó una imagen desde Guadalajara hasta las páginas del Hubble, y por lo tanto a todo el mundo?

Hoy, la respuesta se obtie­ne en Baja California, pues el doctor Steffen trabaja en la se­de de Ensenada del Instituto de Astronomía de la unam (www.astrosen.unam.mx/~wsteffen/). Wolfgang es de origen alemán y trabajó un tiempo en la Universidad de Guadalajara. Se especializó en hacer simulaciones por computadora de objetos astronómicos gaseosos, como las nebulosas planetarias, y en el camino de su trabajo encontró que necesitaba una po­derosa herramienta para visua­lizar mejor los objetos teóricos que estudiaba y para realizar comparaciones con las obser­vaciones de los objetos reales. Aunque en la comunidad astronómica existen algunos programas sencillos que ayudan en esta dirección, él quería más, y por eso desarrolló el programa Shape, que permite modelar cuerpos co­mo una nebulosa planetaria y luego manipularlos para verlos de distintas maneras. Pen­só, y con razón, que podrían ser­virle las herramientas que se utilizan para hacer las impresionantes animaciones de tres dimensiones que vemos en el cine y la televisión.

Cuando aún trabajaba en Guadalajara, Wolfgang reunió un grupo de estudiantes y for­maron un laboratorio para la pro­ducción de animaciones en temas científicos. Este gru­po multidisciplinario, que se lla­ma Cosmovisión (www.cos­mo­vision.com.mx), sigue ha­cien­do este tipo de animaciones y actualmente es una com­pañía independiente de la universidad. Su primer pro­yec­to fue un audiovisual acerca de la gravitación en el universo, el cual puede verse en el planetario de Guadalajara u ob­tenerse en formato dvd. Este documental, que contiene una simulación del entorno de un hoyo negro, se ha utilizado para apoyar conferencias tanto de divulgación como de investigación. En 2002, la ima­gen principal de esta animación apareció en los boletines de prensa relacionados con un artículo de Alan Marscher, quien además la colocó en la página de su grupo de tra­bajo (www.bu.edu/blazars/research.html). Ahí, para responder nuestra pregunta, fue donde la encon­traron los constructores de la página del Hubble.
 
Este ejemplo Made in Mex­ico nos muestra que, con­tra­ria­mente a los hoyos ne­gros que engullen cualquier co­sa que se les acerque para sumarla a su oscura masa, ­Internet acepta una pieza de ­información y multiplica las ma­neras en que se puede transmitir y utilizar. Sólo hoy es ­posible que una ilustración ideada por un astrónomo alemán y realizada por un grupo de estudiantes mexicanos dé la vuelta al mundo apareciendo en diversos medios, tanto para investigación como para divulgación.

Susana Biro
Dirección General de Divulgación de la Ciencia,
Universidad Nacional Autónoma de México.

_______________________________________________________________

 

como citar este artículo

 

Biro, Susana. (2006). Los avatares de un hoyo negro. Ciencias 84, octubre-diciembre, 50-51. [En línea]

  ←Regresar al índiceartículo siguiente→

de venta en copy
Número 134
número más reciente
 
134I


   
eventos Feriamineriaweb
  Presentación del número
doble 131-132 en la FIL
Minería

 


novedades2 LogoPlazaPrometeo
Ya puedes comprar los 
ejemplares más
recientes con tarjeta
en la Tienda en línea.
   

  Protada Antologia3
 
Está aquí: Inicio revistas revista ciencias 84 Los avatares de un hoyo negro
Universidad Nacional Autónoma de México
Facultad de Ciencias
Departamento de Física, cubículos 320 y 321.
Ciudad Universitaria. México, D.F., C.P. 04510.
Télefono y Fax: +52 (01 55) 56 22 4935, 56 22 5316


Trabajo realizado con el apoyo de:
Programa UNAM-DGAPA-PAPIME número PE103509 y
UNAM-DGAPA-PAPIME número PE106212
 ISSN:0187-6376

Indice-RM

Responsable del sitio
Laura González Guerrero
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
 

Asesor técnico:
e-marketingservices.com
facebooktwitteryoutube

cclCreative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons
Attribution-Noncommercial-Share Alike 3.0 United States License